Cuento creado para el proyecto un día menos un cuento más

En familia

Otro de los textos que creé durante el confinamiento, para el proyecto Un día menos un cuento más, fue «En familia»; en concreto para celebrar el día de la familia (que fue el 15 de mayo).

Texto de Aida Muñoz e ilustración de Irene de la Calle.

En familia

Lo peor fue cuando ya nos cansamos de jugar con todos los juegos y juguetes de casa. Todo me aburría.

Pero un día, mi padre, que es muy ingenioso. Me fabricó unas palas de ping pon.

Nunca lo olvidaré.

Yo tenía en casa la maqueta de un volcán, que había construido con mi madre. Pero ya no la usábamos…. Después de hacer que el volcán erupcione unas cuantas veces, pierde la gracia.

Y, mi madre había decidido que lo iba a tirar. Así que, mi padre y yo, desmontamos el volcán. Y, con la plancha de madera que hacía de base, nos hicimos las palas.

Menos mal que mi madre siempre tiene materiales para hacer manualidades. Porque nos dió gomaeva para las palas.

Con la mesa del salón, hicimos la mesa de pin pon.

Pero teníamos un problema…… ¿Y la red?

Como os he dicho, mi madre tiene de todo. Y usamos los soportes para la decoración con globos, unos palos de helado y cordones de los zapatos para hacer la red.

Aquel día, mi familia me enseñó, que no necesitas comprar de todo. Que con imaginación, puedo construir lo que quiera.

Así que construimos un teatro de sombras con una caja de zapatos, juguetes con cajas de cartón y los cartones del papel higiénico.

¡Ahhh! A mi me gustó tanto el ping pon, que me hice jugador profesional.

¿Qué os ha parecido? ¿Os ha gustado el cuento?

Déjame una valoración

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE

Deja una respuesta